You: una segunda temporada irresponsable

  • You (2018- ) es una serie creada por Greg Belandi y Sera Gamble.
  • Está basada en los betsellers de Caroline Kepnes.
  • La primera temporada fue estrenada en el canal de cable Lifetime. Poco después la cancelaron y Netflix la compró y la renovó tanto para una segunda como tercera temporada.
  • El protagonista es interpretado por el actor Penn Bandgley.
You, imagen cortesía Netflix

You está rodeada de astucia y polémica. Es astuta porque los creadores, en vez de seguir el orden cronológico e impersonal de la novela, deciden tomar el punto de vista de Joe Goldberg, un joven librero que tiende a confundir el amor con la obsesión y comete varios asesinatos. Esta decisión permite al espectador escuchar los pensamientos de Joe a lo largo de la temporada.

Sin embargo, es polémico porque el tema debe servir como un alerta a las mujeres (y hombres) ante este tipo de personas. Pero buena parte del público ha decidido romantizar a Joe y su relación abusiva, a tal punto de crear grupos por las redes sociales en su defensa. Este efecto se ha incrementado con la segunda temporada que muestra muchas debilidades y contradicciones.

Después de asesinar a buena parte del entorno de su novia, Joe termina matándola en la primera temporada. Se libra de las consecuencias pero llega su exnovia a quien él intento asesinar. Joe decide mudarse a Los Ángeles y aquí arranca la segunda temporada. Siguiendo el mismo patrón, él vuelve a obsesionarse por otra mujer. Luego de varias muertes, Joe descubre que su novia actual es también una asesina en serie.

Los subtemas presentes en la segunda temporada son la tecnología y redes sociales, la vanidad, el dinero, la justicia (propia y manipulada), la corrupción, la sociopatía, la psicopatía, el asesinato en serie, la homosexualidad, la amistad, la dependencia, las drogas, el mundo del espectáculo, la adolescencia y los estereotipos (frivolidad de los habitantes de LA). El tema sigue siendo el mismo: la obsesión pero se queda en la mera superficialidad de las acciones y no se profundiza en lo psicológico.

La segunda temporada de You repite la fórmula de la primera temporada y esta es la primera debilidad, puesto que el público ya conoce a Joe. Verlo cometer las mismas acciones y escuchar los mismos pensamientos es tedioso porque (además) el espectador está consciente que volverá a librarse de la justicia. La única sorpresa se produce cuando la historia muestra a la novia como una asesina en el noveno episodio.

You, imagen cortesía Netflix

La segunda debilidad es la introducción de personajes que son desperdiciados en cuanto a su potencialidad (Forty, Delilah, Candace) para ayudar a atrapar al asesino. Incluso con estos personajes yace un subtema peligroso: el voluntarismo, por medio de la acción “atrapar al asesino serial sin ayuda policial”. Es peligrosa esta idea puesto que la serie se dirige a un público juvenil y puede servirle de ejemplo.

Además, incapacitan a los policías ante la corrupción y la falta de inteligencia para no rastrear una señal de un teléfono, por ejemplo. Tal parece que se subestima al espectador con los conocimientos que este ha adquirido a través de series que han registrado casos similares como C.S.I. y Criminal Minds.

La tercera debilidad de You es la irresponsabilidad. La historia está diseñada para que el espectador sienta empatía por un asesino que busca redimirse. El espectador escucha una y otra vez a Joe decir que es bueno y a la vez se contempla que construye la misma caja de vidrio de la primera temporada para encerrar a sus víctimas. Los creadores pretenden que con conocer su pasado y los supuestos remordimientos sean suficientes para un arco de redención. Esto es contradictorio si se toma en cuenta que la primera temporada no presentó ninguno de estos indicios.

La cuarta debilidad es la deslegitimación de la mujer. Si bien es cierto que el marco legal se convierte en un obstáculo y a veces impedimento a la justicia (que puede servir de espejo a la realidad), en You parece indicar que no sirve la justicia ni el Estado. Candance y Delilah, en tanto víctimas de la violencia, son disminuidas por su entorno y todo termina por favorecer la impunidad. Es sumamente frustante que no exista un tratamiento serio a un tema tan delicado como el estado de derecho y la mujer.

Trailer de la segunda temporada de You. Video cortesía Netflix.

Si existe la romantización del público hacia Joe es porque la historia está manipulada intencionalmente para mantener expectante ante una tercera temporada. Quizás el problema no solo se deba a la serie sino también a los libros que reflejan estas anormalías.

You compite en dos frentes: el primero es equipararse a 13 reasons why por desperdiciar su espacio y un tratamiento adecuado a su tema; y la segunda es competir con Dexter y Hannibal  que  tratan  sobre  asesinos  en  serie.  En  ambos  aspectos  fracasa porque no tiene claro qué es la obsesión  ni  tampoco  qué  es  y  cómo se manifiesta la sociopatía y la psicopatía.

Solo destacaré un aspecto que revela la astucia mal usada en la serie: Joe reflejaba en la primera temporada que mataba para proteger al amor; en la segunda es el amor (Love es el nombre de la novia) que mata para protegerlo a él. Este juego no es solo de palabras sino revela la metáfora cruel detrás de la obsesión. Habrá que esperar por la tercera temporada y la posibilidad de redención de You.

Para saber más sobre la ficha técnica de You, visita IMDb.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *